Imprimir esta página

"La ciudad de Puebla no se explica sin la 28 de Octubre": un testimonio para valorar 47 años de resistencia popular Destacado

Compartir

La mujer dormita con el pequeño en el regazo. La niña duerme en el suelo, junto al puesto de cigarros, paletas y cacahuates. Un instante en la vida de una vendedora ambulante en algún parque de la ciudad. Un instante que refleja a una ciudad marcada por la desigualdad social y la pobreza de la mayoría de sus habitantes.

Y una frase para entender la existencia de una organización popular independienete:

“Comprendí que somos un grupo del pueblo explotado”. Es la voz de Octavio Vázquez Santiago, un vendedor en el mercado Hidalgo cuyo testimonio encuentro en el evento de aniversario 47 de la organización popular 28 de Octubre. ¿Qué me dice esta frase que va mucho más allá de lo que se puede leer en un panfleto de cualquier movimiento popular en Latinoamérica? ¿Qué historia de vida se contiene en esa afirmación? ¿Qué sociedad se explica con ella?

Observo el póster que la organización ha elaborado para la promoción de su 47 aniversario en las redes sociales:



(Imagen tomada del portal de Facebook de la organización 28 de Octubre)

Entiendo con su vista que la organización no ha perdido su sello guardado en el lenguage de la izquierda no partidaria de la década de los setenta. El veterano dirigente Simitrio hablará por la tarde de "la necesidad de avanzar en la construcción de un gobierno obrero, campesino, popular". Las palabras detienen el tiempo cuando quieren anunciar un futuro febrilmente imaginado. Simitrio es un sobreviviente de una ciudad que ya no existe. Pero la ciudad sobrevive con él.



Luego lo encuentro retratado en una manta en alguna de las innumerables veces que un contingente ha recorrido las calles desde el mercado Hidalgo hasta el centro de la ciudad. No, no se puede entender la historia moderna de esta ciudad sin Simitrio y la 28 de Octubre.



Se puede comprender la historia de una ciudad desde la perspectiva que cada quien tiene de ella. Lo puedes hacer como individuo, como lo hace Octavio en su testimonio que reproduciré más abajo, pero también como parte de un colectivo, como quiere hacerlo Tona Sarabia.

“La ciudad de Puebla no se explica sin la 28 de Octubre”, afirma el hijo del Simitrio, el dirigente histórico de una agrupación que ha resistido todos los malos modos a los que puede acudir el Estado en Puebla.

“123 miembros de la organización han sido presos políticos del gobierno de Puebla entre 1989 y 2020”, dice Tona. 123 personas han sido encarceladas, algunas por unas horas, otros por días y semanas, unos más por años enteros, como el propio Simitrio, encarcelado en 1979, 1989 (y hasta el año 2001) y 2014.

Y siete personas han sido asesinadas, Meztli Sarabia entre ellas.

(Imagen tomada del portal de Facebook de la organización 28 de Octubre)

Vaya recuento en casi medio siglo de vida.

¿Desde dónde, entonces, mirar la historia de una ciudad?

Tona Sarabia contiene en una pregunta su propia perspectiva: “Por qué el gobierno ha querido destruir a nuestra organización a lo largo de todos estos años?”

¿Y qué tuvo que ocurrir en la vida de Octavio para que terminara por afirmar que la suya es una organización del pueblo explotado?

He seguido de cerca, y desde hace más de treinta años, los avatares de la 28 de Octubre. He documentado sus logros tanto como sus errores. He planteado que la 28 y su mercado Hidalgo son la respuesta a las acciones de Estado en las que se fundan la pobreza, la desigualdad y la injusticia. Son el estómago de los pobres de la ciudad. Por ahí pasa la construcción de mil formas de sobrevivencia ante la ausencia de políticas públicas que generen, por ejemplo, mecanismos de abasto de alimentos y mercancías a precios accesibles para las miles y miles de familias que subsisten en la pobreza que producen los bajos salarios o su inexistencia.

(Imagen tomada del portal de Facebook de la organización 28 de Octubre)

Y planto entonces otra pregunta sobre la complejidad de la historia de nuestra ciudad que ha producido esta organización popular de vendedores en los mercados y en las calles: ¿Cómo ha logrado la 28 de Octubre resistir todos estos años de represión y criminalización para lograr mantener vivo un movimiento social desde su bastión en el Mercado Hidalgo?

Hay muchas rutas para encontrar respuestas a estas preguntas. Hoy, en un aniversario más de la organización popular independiente de partidos y aparatos corporativos de Estado, me asomo a la respuesta que encuentro en el testimonio de un comerciante del mercado Hidalgo aparecido en el portal de Facebook de la organización y del que lo extraigo textual:

“Mi nombre es Octavio Vazquez Santiago. En los inicios de mi infancia fui criado en San Francisco Ocotlan. Mi familia migramos ah esta región no por gusto si no porque en el pueblo de la Sierra Norte donde nací, Amixtlan se llama, esta decisión que tomaron mis padres fue porque el trabajo de ser campesinos y producir no se podía competir, ya que en dicha región porque muchos terratenientes ocupan la tierras y producían el café pero ellos ponían el material y herramientas donde los campesinos solo ponían sus tierras y solo les pagaban la mano de obra y la producción del café la entregaban a las empresas de café donde solo pagaban la mano de obra, para nosotros los recursos que se obtenían no cubría nuestra necesidades.

“En el Pueblo de San Francisco me desarrolle de una vida muy carente donde nacieron 4 hermanos, mi padre entró ah trabajar de Albañil en el interior de Volswagen donde mi padre entregaba muchas horas de trabajo duro por un sueldo que de alguna forma fue la misma situación, mi madre falleció por el cáncer en donde fue atendida en un hospital público donde el seguro que tenia no fue tan seguro y murió. Estudie 2 semestres de Bachiller donde lo que estudie de alguna forma solo crearon confusión en mi porque las preguntas y dudas jamas obtuve una respuesta concreta como son, Cual es el objetivo de la Religión, Cual es el Objetivo de los Partidos Políticos y a quien le responden, etc.

“Llegue al Mercado Hidalgo por invitación de un amigo que conocía mi situación en el 2013, en estas fechas donde conocí a la U.P.V.A 28 de Octubre, empece a conocer su historia, en varias ocasiones escuche de los logros y acontecimientos que an ocurrido desde en toda la Historia 1973, 1986, 1989, 2014, comprendi que el enemigo es el Gobierno como Cabeza de Estado que no ve por los interés del pueblo ni mucho menos del quienes más lo necesitan, si que realmente el Gobierno en su estructura de los 3 poderes es el instrumento en que nos imponen los intereses del Imperialismo Capitalismo Terrateniente Caciquil, Estableciendo Empresas Transaccionales con las facilidades, donde no les interesa las tierras de los campesinos, si deterioran la tierra, el agua ni mucho menos que tanto destruyen el ecosistema y el ambiente.

“Comprendí que esto es un grupo del pueblo Explotado, hay muchas secciones o fracciones somos demasiados en la misma situación.”

Contemplar entonces la historia de una ciudad que, contra todos sus pesares, produce un testimonio de vida como el de Octavio Vázquez Santiago. Y comprender por él la existencia de una organización popular muy cerca ya de cumplir el medio siglo de vida.

Medio siglo de conflictos no resueltos.

Compartir

Sobre el autor

Sergio Mastretta

Periodista con 39 años de experiencia en prensa escrita y radio, director de Mundo Nuestro...